Leí el pasado domingo 28 de enero en el suplemento Dinero del diario La Vanguardia, una interesantísima entrevista a Rosa Mª García (Presidenta de Microsoft Ibérica).

Entre otras cosas se comentaba que Microsoft lleva preparando su organización desde 1996 para que la retirada de Bill Gates tenga el menor impacto posible.

Por lo visto a partir de 2008, Bill Gates pasará a decicarse en exclusiva a la fundación que lleva su nombre.