Me gusta la tecnología retro, y no sólo me refiero a Spectrums.

Conservo desde hace más de 25 años, una calculadora científica Casio fx-17 de 1977, con su manual de operaciones en castellano e inglés original.

El modelo se lanzó en Japón en 1976, ofrecendo el cálculo de 17 operaciones científicas, y una memoria de una posición.

El corazón de la calculadora es in integrado Hitachi HD3678B, mientras que el display soporta 8 dígitos con signo, formado por tubos microfluorescentes. (digitrón)

Tiene como punto original, la representación del cero, con mitad de altura sobre los dígitos de 7 segmentos, que no tuvo demasiada continuidad años después. Por lo visto el objetivo inicial era poder reconocerlos, a pesar de que se estropeara algún segmento, cosa que en mi caso, y 30 años después todavía no ha ocurrido.

La calculadora trabaja con 4 pilas AA, pero es también posible alimentarla con un transformador externo. Funcionando con pilas, y gracias a un consumo de 0,33W, ofrece una autonomía de manual de 19 horas.

A diferencia de modelos más recientes, la fx-17 era capaz de seguir funcionando aunque las pilas se fueran descargando, solamente se apreciaba un descenso en la intensidad del brillo de los dígitos.