Acercándonos a la veintena, aquí os dejo con la 19ª entrega de los comentarios de cine:

Atolladero: 4/10. Mezcla de western y ciencia-ficción al estilo Firefly, pero de factura catalana.

Blog: 3/10. Adolescentes, IM y videoblogging, suena prometedor, pero desde los primeros minutos se ve que algo falla, y al final decepciona.

Bucle: 6/10. Una Barcelona intimista, y joven como escenario de análisis del amor, y con algún momento de profundidad destacable.

Death Race 2: La carrera de la muerte, el orígen: 4/10. La historia es algo mejor que la anterior, al estar planteada como precuela. El resto es todo peor.

Doraemon. Odisea en el espacio: 5/10. A pesar de estar ambientada en el espacio, no es para nada lo mejor de Doraemon.

El cambio: 4/10. La idea contiene cierta transcendencia, en la que podemos discrepar o no. El desarrollo es bastante flojo, tanto en cuanto a situaciones, como personajes.

El juego del tiempo: 4/10. Cine adolescente mezclando tecnología y viajes en el tiempo, al más puro estilo de los 80, aunque sea de los 90.

Elisa K: 5/10. Me gusta el tono fotográfico de la Barcelona en blanco y negro, y la forma narrativa de la primera parte. Sin embargo, la historia, no tiene nada destacable.

Franklyn: 5/10. Tan extraña que cuesta de entender, al menos hasta el último cuarto, haciéndose incluso tediosa. A partir de ahí, podemos verlo como almas perdidas en mundos reales e imaginarios, y empieza a cobrar sentido.

Invasión a la Tierra: 6/10. Muy realista y creíble. La historia es muy consistente, con el defecto de ser demasiado heroica a medida que avanza.

La red social: 7/10. La historia puede ser más o menos verídica, pero frikismo aparte, resulta interesante y bien realizada.

Las 7 aventuras de Sinbad: 3/10. Una puesta al día de Sinbad, esta vez de la mano de los artistas del bajos presupuesto The Asylum. No es buena, pero tiene su encanto.

Marcados para morir: 6/10. Un principio que atrae y una continuación algo más que entretenida.

Monsters: 6/10. Con solamente dos actores, y un presupuesto más que limitado, consigue mantenerte pegado en el asiento.

Mutante metálico: 3/10. Podría salvar los 10 primeros minutos de la película. A partir de ahí es tan tópica, previsible, y con tan poco enganche que cuesta terminarla.

Plumas de caballo: 7/10. Segunda película de los Marx, datada de 1932.

Punto límite cero: 6/10. Mezcla entre Bullit y los Duques de Hazzard, la historia es lo de menos, y las persecuciones, aunque poco variadas, lo de más.

Saw VI: 6/10. Algo más sangrienta que las anteriores entregas, pero nada que no hayamos visto. Alegra ver que el nivel argumental vuelve a repuntar ligeramente.

Skyline: 4/10. Una invasión que es claustrofóbica al principio, con acción y monstruitos en la mitad, y sin demasiado sentido al final.

Transformers 2: 5/10. Se puede ver, sobre todo por los efectos especiales, aunque es mucho más sencilla que la anterior.

Tron Legacy: 6/10. Me han encantado los escenarios, y los homenajes al Tron original, y los 80. Claro que la idea, 30 años después, es mucho menos revolucionaria.

Tucker un hombre y su sueño: 6/10. El proyecto de Tucker en los 40 debió ser apasionante. La película es buena, pero no le hace justicia, ya que carece de emoción y ritmo en bastantes partes.

Visitantes (The gathering): 6/10. El papel de Ricci, le pega muy bien, y a veces llega a desconcertar.

Yacimiento lunar: 4/10. Ciencia ficcón de serie B, con la clásica historia de buscadores de oro, pero ambientada en un asteroide.

Yo soy fan de Álex de la Iglesia: 7/10. Corto con una original crítica a la industria del cine español, y la Ley Sinde.