Poco se parece en esta fotografía Emma Sjöberg a la imagen de Petra de la saga Taxi.

El resultado en conjunto, es inocente y simple. Tiene mérito ver como se conserva esta sueca a sus 38 años de edad.