Llevo tres años usando mi Faber-Castell e-Motion en madera de peral a diario y estoy notablemente satisfecho con ella. Escribe muy bien cosa que ya comenté al principio, pero además, y pese al trote de cada día, su durabilidad me ha parecido muy buena. Tanto es así que justifica la decisión de adquirir como sustituto de ésta el modelo tope de gama, el e-Motion Pure Black y que si recordáis, es el que me planteaba desde un principio.

Teniendo en mi poder las Basic Piel Black, Ambition Resina y Basic Metal pensaréis que soy un fanático de Faber-Castell. Yo diría entusiasta solamente. Me gusta las estilográficas que hace la marca, con unos diseños actuales, y una relación calidad-precio que me parece excepcional.

No voy a hablar por tanto de la calidad que tiene la e-Motion, su durabilidad gracias al capuchón roscado, o lo bien que escribe, puesto que aunque está disponible en grosores de plumín Fino (F) y Grueso (B), he repetido con el Medio (M). A cambio, este artículo es doble, porque si bien la Pure Black era la que quería, encontré una oferta que no pude rechazar para su variante de resina.

Empecemos con un “unboxing” que es naturalmente común para ambas variantes:







Nada destacable ni que no se haya visto en otros modelos de la marca. Digamos que para una pluma económica esa caja es excelente, pero tal vez en la e-Motion, no esté a la altura del instrumento en sí.

Faber-Castell e-Motion Pure Black

Se trata de la conocida Faber-Castell e-Motion, pero en una edición limitada especial que es totalmente negra. Como consecuencia de ello, está construída íntegramente en aluminio anodizado, capuchón, cuerpo, agarre, e incluso en el plumín que lo hace muy especial. El agarre lleva unos relieves tipo guilloché, que la hacen aún más sofisticada.



El aluminio incrementa ligeramente su peso, siendo de 34g (23g el capuchón) un total de 57g que la hace 5 gramos más pesada que su correspondiente en madera (31g + 22g). A pesar de todo, no se muestra pesada.

Lo que más me preocupa es como resistirá el recubrimiento PVD negro el paso del tiempo, a medida que se use y se vaya rozando. Faber Castell nunca me ha decepcionado en lo que a estilográficas se refiere, por lo que tengo confianza.

Lo peor de esta exclusiva variante Pure Black es su precio. Un PVP de 170€, que aunque se puede conseguir por bastante menos, representa casi el doble que los otros modelos que oscilan entre los 107€ y los 112€.



Fue mi primera compra en la tienda especializada en bellas artes, escritura y manualidades Vicenç Piera (Vicenç Piera S.L.vpiera.com), y va a ser la última. El precio muy bueno gracias a sus promociones, y aunque tienen tienda online, me dio confianza que tuvieran varias tiendas físicas en Cataluña por si ocurría algún problema, y aceptaban pago por PayPal. Los plazos de entrega prometidos eran estupendos, de 2 a 4 días. Me imaginé que estando en la misma Barcelona serían solamente dos días, pero 4 días estaba bien.

Pues el envío tardó en llegarme 10 días naturales (5 días laborables). Tuve que enviarles nada menos que 10 emails que me fueron respondiendo más o menos puntualmente. En todos me pedían disculpas y sentían las molestias. Acompañaban el texto de diferentes excusas. Hice el pedido el viernes así que lo servirían el lunes, el martes era festivo en Barcelona, el miércoles no pudieron hacerlo, el jueves el transportista no lo entregó, el viernes otra evasiva más del transportista… Otros más como los peligrosos de RelojesMania.com. Es una pena, porque estos comercios son los que luego se quejan de la crisis, de Amazon y de las compras por internet. Con Amazon, es cierto, habría pagado 3€ más, pero me habría ahorrado 10 emails, y lo habría tenido entregado en 1 día.

Para acabarlo de redondear, a fecha de hoy en la web de vpiera (Bellas Artes Piera) mi pedido todavía aparece como “Pagado”, no “Enviado” ni siquiera “Entregado”, un síntoma del descontrol que llevan. Tampoco sus socios les ayudan demasiado, porque Impackta la compañía de logística en la que han delegado el transporte, y que se define como una empresa de transporte urgente especializada en el mundo digital, indica en su número de seguimiento que el paquete está “En reparto” (no “Entregado”).

Entonces les propuse repetir de nuevo el proceso a ver cómo iba, y escribir sobre alguno de sus productos. La persona de los pedidos me dirigió a la persona de marketing, a la que volveremos a llamar Anna, y eso ya era un mal augurio. Su respuesta fue de una caradura enorme. Me sugería que comprase otro producto en su tienda, y entonces escribiera sobre ello.

Evidentemente no iba a volver a confiar en ellos, ni a darles más dinero de mi bolsillo, pero no podía dejar pasar darles una última oportunidad. Se lo comenté a ellos, y dejaron de responder a mis emails. Como muestra de su mal hacer, incluso enviaban las confirmaciones de lectura a los emails.



Unos días después me respondieron, primero para decirme que ella no era la persona que lo gestionaba, lo cual de ser cierto es muy extraño. ¿Una responsable de marketing y que no es responsable de las colaboraciones con medios? Y posteriormente que tenían muchas cosas entre manos, y que de momento no harían nada al respecto. Les di la mano, y ellos se querían quedar con el brazo entero.

Por tanto si estás como yo, prefieres una tienda que esté en España, y te gustan los precios de Vicenç Piera, mejor que no compres allí. Quizás en vez de tardar 10 días como ocurrió conmigo te tardan 30 porque tengan “otras cosas entre manos”.

Faber-Castell e-Motion Resina

El cuerpo de esta variante está construído en resina trenzada de color negro, el resto es virtualmente idéntico a la Faber-Castell e-Motion madera de peral. Tiene más en común con ésta que con la Pure Black que veíamos antes. Esto quiere decir que el plumín, el capuchón, y el cuerpo tiene acabado plateado pulido.



La resina que es brillante parece que fuera a deslizar, como si fuera baquelita, pero tiene un toque gomoso que resulta muy confortable.

El atractivo de este modelo es su imbatible precio, puesto que aunque los alemanes de Faber-Castell recomiendan venderlo a 107€, lo encontré en Amazon a solamente 51€. Lo mejor de todo es que me inscribí en el período de prueba gratuito de Amazon Prime, y en menos de un día la tenía en casa. 15 horas para ser exacto, lo que viene a ser unas 20 veces más rápido que Vicenç Piera. Luego son de los que se quejan que el comercio electrónico está acabando con su negocio. Ejem…



No es mi variante favorita, pero casi por lo que cuesta una Faber-Castell Basic, tenemos una e-Motion.

Me sigue pareciendo una pluma maravillosa, y este artículo es un claro ejemplo de sus dos personalidades. La Pure Black, preciosa, elegante y exclusiva; y la Resina Trenzada realmente asequible.

Espero poder seguir deleitándome con la que sigue siendo mi marca favorita de escritura, Faber-Castell, aprovechando las nuevas WRITink Print, Grip o Essentio.