Todos conocemos las aventuras de Jackass, aunque sólo sea por los programas de zapping de la televisión.

Un grupo de chicos liderados por Johnny Knoxville, se dedica a hacer sus pequeñas gamberradas al mismo tiempo que lo graban en video. Podríamos decir que son ese tipo de cosas que todos hemos hecho de jóvenes, pero llevadas a uno de sus extremos más radicales.

Referente a Jackass, la película (2002), no voy a decir que es un buen film, porque ni siquiera se puede clasificar dentro de ese género.

Es un conjunto de gags que montan sus protagonistas, con su estilo directo, atrevido, y desvergonzado. A quien le haga gracia este tipo de chorradas (como es mi caso), podrá pasar un rato divertido viendo esta cinta.

Si te puede llegar a hacer gracia que alguien se meta un coche de juguete por el culo, te gustará Jackass.

Al ser escenas cortas, diferentes, y originales, no aburre en absoluto, algunas hacen más gracia, y otras menos.

Está confirmado que habrá una segunda parte. Si siguen manteniendo la originalidad, ¡pueden estar seguros de contar conmigo!