En ¡Quiero unas J’hayber! hablaba de una de mis marcas de calzado favorito: J’hayber. Sin embargo me di cuenta que han pasado más de tres años desde que reseñara las New Pista, unas zapatillas que por cierto aún me duran.

Aprovechando que he ido descubriendo el calzado profesional del que me parece que en muchos casos es ventajoso para el día a día, hoy os traigo la prueba de las Bolt de J’hayber Works.

Las J’hayber Bolt, que se denominan de manera completa como Bolt S1P HRO SRC están disponibles en dos variantes de color: Grafito/Lima (referencia 85700-1) y Gris/Negro (referencia 85700-2). Éstas últimas mucho más discretas y conservadoras, mientras que las primeras, algo más llamativas y en mi opinión, atractivas.



La nueva gama Sport Line Premium viene a completar por encima a la ya existente Sport Line, pero con un plus en cuanto a diseño y calidad de materiales y acabados. Las Bolt, comparten territorio con las Fuji, Lewis y Owens, y en cierta forma, serían el modelo superior a las exitosas Goal de Sport Line.

Por su concepción es una zapatilla deportiva de seguridad, ligera y flexible, es decir, la opción perfecta para mis necesidades diarias, al mismo tiempo que cuentan con una suela de caucho resistente hasta los 300ºC de temperatura y antiestática (ESD), una plantilla resistente a la perforación (JHAYFLEX), y una puntera reforzada con composite que resiste hasta 200 joule (julios), o sea más de 2000 Kg. de fuerza por centímetro.



Se presentan en una moderna y atractiva caja de cartón en tonos de gris oscuro que hacen destacar el rojo y el blanco de la submarca J’hayber Works en rojo y blanco. Es una caja específica para la gama Sport Line Premium, una pequeña muestra del esfuerzo que está poniendo la marca en ella.



Al abrirla nos damos cuenta que a pesar de su apariencia informal y desenfadada, son un calzado verdaderamente profesional como lo atestigua el pequeño panfleto de adherencia a la norma ISO/UNE 20345/2011 que regula el calzado de seguridad en el contexto de los equipos de protección individual (EPI) y que ha certificado Internek Labtest en el Reíno Unido.



Siempre me fijo en las etiquetas, esperando encontrar en ellas los aspectos más importantes del producto. Las Bolt lo hacen y nos confirman que estamos en lo cierto. Un calzado de seguridad robusto, pero que a su vez es confortable. Pero por algún motivo repite el mismo texto dos veces. A dos columnas. Habría valido la pena aprovechar ese espacio sobrante para felicitar al usuario por su compra.



Este calzado externamente está construido con nailon engomado. Cumple bien su cometido porque es ligero y resistente, pero además, tiene la ventaja de ser muy fácil de limpiar con un trapo húmedo. Va estampado con figuras romboidales en colores pastel (malvas, verdes, …) logrando ese aspecto moderno y casual. Adopta un nuevo logotipo que me parece que está bien conseguido, la palabra J’hayber circunscrita sobre una JH de mayor tamaño. Los cordones, la parte central de la suela y algunos remates dan el contraste con un color amarillo que es la clave estética de estas zapatillas deportivas profesionales.



Los cordones son ligeramente elásticos con el fin de hacer más sencillo el ajuste, y tienen una longitud adecuada. Los cordones demasiado cortos son un defecto es muchos calzados, y en uno de tipo laboral sería un grave defecto.

Se definen como flexibles y lo son teniendo en cuenta los niveles de protección que ofrece, pero no esperéis que lleguen al extremo de unas J’hayber Olimpo. En cambio si comparten con éstas una horma interior bastante amplia, y que se puede combinar con calcetines técnicos sin ningún problema. Como el tejido es grueso y sintético en pleno verano son calurosas.



El interior consta de un forro de rejilla y que está pensado para ofrecer una elevada resistencia. La plantilla es doble una de color amarillo más suave y blanda tipo gel, y otra encima de ella que ocupando la parte central es de color negro y aporta mayor solidez. El pie va muy recogido evitando que “baile” en su interior, y dando una sensación de protección. La lengüeta está suficientemente acolchada.



La suela es muy gruesa, casi 2cm, necesaria para ofrecer sus capacidades protectoras. No es excesivamente densa, de modo que proporciona una agradable amortigüación. El diseño en el piso es también muy agresivo, nuevamente jugando con los mismos colores. El dibujo es muy profundo, así que se comportan bien sobre agua, y deberían hacerlo sobre barro y otras superficies más deslizantes.



En caminatas largas por ciudad de más de una hora se notan cómodas, y aíslan a cada paso muy bien de las irregularidades del terreno. No tienen ningún período de adaptación en el sentido de zonas que rocen y deban ceder un poco con el uso. Desde la primera puesta se ajustan bien. Si he tenido que acostumbrarme a la gruesa suela, que nos hace ir más altos de lo que estamos acostumbrados. No es algo que moleste, o que tenga ninguna implicación física, es algo mental y que a los pocos minutos ya ha pasado.

Si andas detrás de un calzado de protección, y estás cansado de los diseños rudos y anodinos, las J’hayber Works Bolt son una opción muy a tener en cuenta. Incluso si buscas un calzado diario, pero que resista bien la fatiga producida por el uso, debes tenerlas muy presentes.

Están disponible en tallas desde la 38 a la 47, y tienen un precio de venta recomendado de 62,90€. Aunque se puedan encontrar ligeramente más económicas, no es un producto particularmente barato, similar en cuanto a precio con Sparco. El diseño está muy logrado, pero será su durabilidad la que finalmente nos permitan amortizarlo.