Paraguas plegables Carballo

Hace más de dos años que descubrí la empresa paragüera Carballo, y desde entonces me he hecho un entusiasta y un recomendador. Para saber más de Paraguas Carballo, os emplazo a que leáis el artículo anterior Paraguas Carballo de madera de Malaca y F-10.

Pues bien, ya tenía el Carballo F-10 y el Carballo de madera de Malaca, incluso el bastón Gaudí que distribuían en colaboración con Finna, pero faltaba algo que manteniendo la calidad y el Made in Spain, fuera más compacto. Un paraguas plegable, y hoy a falta de uno, os traigo dos.

Desde lafabricadeparaguas.com hacía tiempo que tenían paraguas plegables y mini en el catálogo, pero aunque llevaban las marcas M&P o Cacharel, eran Made in China.

Los dos casos que nos ocupan hoy, responden a la demanda de los usuarios que quieren unos paraguas de aquí, de gran duración, y fabricados en España.



Sin lugar a dudas los hermanos Lama Carballo (Rogelio, Javier, David y María Teresa) están aportando un nuevo aire a la empresa, aunque todavía les queden algunos detalles por perfeccionar. Por ejemplo la tienda que se muestra fatal en ordenadores de escritorio, o que los gastos de envío sean bastante caros (5,95€), salvo que hagamos un pedido superior a 50€. Precisamente llegar a ese importe mínimo fue la causa por la que compré tanto el plegable como el mini.

El envío fue rapidísimo con entrega por servicio de mensajería. En menos de dos días laborables desde que hice el pedido lo tenía en casa. Como suele caracterizarles, los productos estaban embalados con cariño y muy bien protegidos durante el transporte.

Carballo Plegable Negro

El paraguas plegable negro de Carballo con referencia 84SPP se vende a 36€. Un precio comparativamente razonable comparado los M&P de 25€ que son Made in China. Abierto mide 103cm de diámetro, algo más grande que los paraguas plegables de otras marcas, y casi tan grande como un paraguas largo de caballero. Plegado tiene 41cm de longitud, y pesa 469g. El peso es donde se nota la calidad de materiales, notándose que es sensiblemente más masivo que mi Paraguas Barsans de 10€.



La fábrica dice que la tela tiene un recubrimiento de teflón que mejora las cualidades a la hora de repeler el agua de la lluvia, pero también las manchas de aceites, tintes y suciedad. Como está aplicado sobre las fibras del tejido, las compacta y hacen que sean más duraderas. Personalmente no llego a tanto, sólo diré que al tocarlo no se percibe ninguna sensación extraña y que bajo la lluvia funciona muy bien.





El botón automático que nos permite plegarlo tiene una de esas sensaciones de cosas bien hechas, como si fuera a durar toda la vida.

El paraguas tiene 8 varillas de acero inoxidable, muy robustas y bien cosidas a la tecla. El mango o empuñadura se describe como de imitación piel, y eso me asustaba. En realidad es más bien un plástico antideslizante y de tacto agradable. No hay ese temor previo a que vaya a desintegrarse con el uso. Tal vez en esta franja de precios una empuñadura de madera de castaño habría quedado mucho mejor en el conjunto. Se abre con un botón de clic automático que no tiene ninguna tacha. La contera es metálica con una bonita terminación ligeramente oscura o ahumada.



La funda es suficientemente ancha como para que podamos volverlo a guardar sin ser demasiado cuidadosos, y a la vez, lo necesariamente estrecha como para que no se salga accidentalmente.



Carballo Mini Negro

El paraguas mini plegable negro de Carballo con referencia 89.3S-1 se vende a 35€. Comparado con los 20€ que cuesta un M&P fabricado en China es casi el doble, un poco excesivo tal y como yo lo veo.

Plegado mide 26cm, lo que permite que quepa en la mochila sin problemas. Como casi todos los paraguas mini, también es levemente más ligero, con 326 gramos de peso. Al abrirlo, su diámetro es de 94cm, un poco más pequeño que el plegable, y bastante más pequeño que los paraguas largos.



Si lo comparamos con los modelos chinos como el que me regalaron en Avira, el Carballo es más pesado. Puño metálico??? Botón de apertura?





Tiene 8 varillas muy resistentes de acero inoxidable, y como en el plegable se ven robustas y bien cosidas. Al plegarse lo hace en tres secciones, lo que permite que sea más corto que el plegable, pero también ligeramente más grueso.



El problema es que la funda es de un grosor idéntico al del modelo plegable, sólo que más corta. Aquí si que nos tenemos que esmerar un poco a la hora de guardarlo.



La apertura es manual, y tiene un mango redondo de plástico con acabado niquelado, que me imagino que será realmente cromado por los problemas de toxicidad que acarrea el níquel ante el contacto con la piel. No creo que una empuñadura totalmente metálica o de madera hubiera aportado nada interesante al producto. La automático es idéntico al del plegable, excelente.

La contera es de plástico con una desacertada pintura gris que intenta imitar al metal. De esta forma y aunque el material es de buena calidad, esa pintura le da un aspecto de barato que no le hace justicia. Hubiera sido mejor una más sencilla en color negro.



Los Carballo son unos paraguas artesanales, de excelente calidad, pero que poco a poco estamos viendo como han ido subiendo de precio paulatinamente. Como ejemplo, mi Paraguas Carballo en madera de Malaca costaba 57€, ahora vale 71€. No es algo nuevo, ya lo vimos con MRC Jeans o Paredes, pero uno se siente un poco inútil pensando que es casi como Kickstarter. Los early-adopters lo obtienen a buenos precios, y luego cuando la marca va ganando en popularidad, en parte debido a los que escribimos sobre sus productos dándolos a conocer, entonces incrementan las tarifas.

Según me comentaba Rogelio Lama Carballo, el motivo es que el precio de las materias primas no para de incrementarse, tanto en telas como en puños. No es su política aumentar los precios, pero el de madera de malaca fue un caso excepcional. El proveedor de los mangos cerró, y pensaron en retirar el modelo del catálogo. Sin embargo tenía tanto interés, que buscaron otro proveedor que se los proporcionaba casi al doble de precio, por lo que se vieron obligados a repercutirlo en el PVP. Me adelantaba también que con el modelo de empuñadura de bambú va a ocurrir algo parecido. Es algo que no les gusta, pero que tienen que aceptar.

De hecho cuando estuve en Expohogar / BCNJoya, hablaba con la gente de Paraguas CLIMA (MP, Bisetti) y me decían que aunque les gustaría volver a fabricar en España, no sabían como hacerlo a precios competitivos, lo que dice mucho en favor de Paraguas Carballo.

Pese a todo con ellos seguimos apostando por las compras españolas, del mismo modo que ellos siguen apostando por la fabricación en España. Obtenemos un artículo de muy alta resistencia y durabilidad. Un artículo prime. Sin embargo, mi consejo es esperar a alguna de las ofertas que de tanto en tanto lanzan, habitualmente en las épocas que menos ventas tienen, y entonces poder adquirirlos con una rebaja que en muchos casos llega hasta el 30% de descuento.

Los fallos que tienen son de detalle, pero que plantean la cuestión de hasta que punto un producto que aspira al máximo nivel paragüero puede permitírselo.

El plegable me parece un producto altamente recomendable. Tanto por la diferencia de precio con uno «low-cost», como por las sensaciones y la construcción que apreciamos. El mini es un buen paraguas, pero que tiene aspectos que mejorar.

5 comentarios en “Paraguas plegables Carballo”

  1. Enamoradodeingridsjoberg

    Aun asi los precios en Carballo siguen siendo muy competitivos, fijate en «el chino» que probè el otro dia:50 € por decir «diseñado en francia»…

    No obstante estos carballo… A ver, estan bien, pero para llevar por ahi el pleglabe se pasa de peso. El pequeño tiene un pase. Lo que me echa para atras definitivamente es ver que dices que las varillas son de acero, ni lospeores chinos les ponen ya acero a las varillas, lo suyo seria aluminio. El acero sabes que tarde o temprano se te va a oxidar y te va a destrozar el paraguas si o si.

  2. Tienes razón en que el precio, comparado con otros que apenas aportan valor, no es tan caro como aparenta Enamoradodeingridsjoberg.

    En cuanto al peso para mi es determinante cuando lo transportamos, sin embargo a la hora de usarlo no me molesta demasiado. Evidentemente reemplazando el acero por aluminio sería algo más ligero, y algo más inoxidable, pero también algo menos resistente. Supongo que ese será el motivo.

    Que usen acero no quiere decir que si son de acero inoxidables vayan a ser malas. Es decir, si la calidad del acero es buena, resistirá la oxidación. Lo mismo que ocurre con ollas o con relojes.

  3. yotambienestoyenamoradodeingridsjoberg

    Claro, resiste la oxidación añadiéndole cromo a mansalva, pero aún así se oxida (¿cuantas navajas inoxidables has visto oxidadas?, yo unas cuantas :D).

    Lo de las ollas no me sirve, se limpian todos los dáis. El paraguas es habitual dejarlo secarse solo, no limpiarlo, y como en uno de varillas de acero lo dejes secarse plegado, estás vendido.

  4. Antonio M. Estévez Moles

    Magníficos paraguas. Soy dueño de uno manufacturado por Carballo. Concretamente un modelo con palo de haya, puño de java, armazón de paragón con doble tenedor y tela negra de nylon. Es un praguas grande, mide 103 cm. Estoy muy satisfecho con el. Por cierto, nunca he visto un paraguas artesanal de calidad con carillas de aluminio.Un saludo.

  5. Así es Antonio M. Estévez Moles. Lo más sorprendente no es sólo su calidad, sino que además logren producirlos en España, donde siempre lo han hecho, y con unos precios bastante razonables. Se nota la diferencia entre un paraguas chino, o uno de marca fabricado en China y un Carballo.

Deja un comentario