PeaceKeeper

PeaceKeeper es la aplicación de la gente de FutureMark, destinada a mantener la paz en las guerras de navegadores, presentando unas cifras de rendimiento Javascript, sobre las que poder comparar.

Mis resultados, no revelan nada nuevo por otro lado:



Iron 4.0, la versión aligerada y sin código con riesgos de privacidad de Chromium/Chrome, sigue siendo el más veloz con su magnífico V8, pero lo sorprendente es que Opera 10.50, todavía en pre-alfa, saca jugo a Carakan, muchísimo más veloz que Futhark y sobre todo, establece las bases evolutivas con Vega. Al final, logra situarse apenas a un 5% del líder. Si consultamos los detalles, vemos como Opera vence a Iron en todos los aspectos (Renderizado, redes sociales, gráficos complejos y datos), salvo DOM y parseo de textos.

Chrome 4.0, es muy competitido, pero tiene gran capacidad de mejora si lo comparamos con Iron, más teniendo en cuenta que la base de código de Iron probada, era algo más antigua que la de Chrome 4.0.275 contra 4.0.281. Parece natural que Iron sea más ligero que Chromium (se habla de un 25%), y podía entender que fuera marginalmente más veloz, pero hablamos de más de un 15%, por lo que en mi opinión, los añadidos de Google, simplemente no valen el precio a pagar.

Safari 4.0.3, a pesar de llevar el mismo WebKit que Chrome, nota el peso de JavaScriptCore, quedando situado en tercera posición, aunque cerca de los dos primeros contendientes.

Firefox 3.7 se sitúa en cuarta posición, ya lejos de los tres primeros, y eso que hablamos de la versión x64. Cifras bastante lamentables teniendo en cuenta su vigencia en el mercado. Sorprende ver la poca evolución que está teniendo desde la versión 3, y me alegra ver como la gente empieza a irse a Chrome y Opera.

Seamonkey 2.0, del que de todos es conocido su relativo abandono muy a mi pesar, sigue contando con Gecko y SpiderMonkey, aunque por alguna razón que no alcanzo a determinar a rendido muchísimo menos que su hermano.

Internet Explorer 8.0, va sentado en el vagón de cola, como lleva haciendo desde Internet Explorer 5. Todo lo dicho para Firefox, es aplicable en este caso, aunque multiplicado por un factor de 3. No es ya todo el código heredado de Trident, sino que JScript, se mueve de forma pesadísima como se ve en los resultados, y eso que de nuevo, hablamos de x64.

2 comentarios en “PeaceKeeper”

  1. Tarde o temprano, los productos Mozilla tendrán que "pasarse" al increible motor Webkit, total o parcialmente, como ya va a hacer Konqueror (en la lógica evolución de su motor KHTML). Aquí la incógnita es saber si Google Inc. va a seguir manteniendo su apoyo a Mozilla.org, con su flamante navegador propio ganando poco a poco décimas de porcentaje de uso. Todo indica que sí –se ganaría la antipatía generalizada de la comunidad, de no hacerlo– pero veremos con qué condiciones.

    Opera Software sigue sorprendiendo a propios y extraños. Parece mentira que una empresa tan pequeña, proporcionando productos gratuitos, pueda retener a semejante equipo de excepcionales ingenieros de software. Plantar cara de esa forma a los cuidadosamente seleccionados programadores de Apple, Google y Microsoft, y salir siempre airoso del duelo, debería merecer mucho más que su ridícula cuota de uso.

    Por supuesto que va a seguir siendo mi navegador de referencia. Si contara con una gestión de scripts tan potente y flexible como la de la extensión NoScript de Firefox (¡y caja de búsqueda CTRL+F integrada, por favor!), para mí sería absolutamente imbatible. Por cierto, no sé si has oído que en la versión 10.50 de Linux va a abandonar las bibliotecas QT y a programar la interface directamente sobre las primitivas X11, para hacerlo aún más rápido. Veremos qué sale de eso.

    Por último, Microsoft sigue con su política del avestruz respecto a Internet Explorer, mientras los leones se siguen acercando. Tradicionalmente ha sido el navegador menos seguro, con menos funciones y que menos respetaba los estándares; pero al menos mantenía una velocidad respetable. Incluso en ese apartado se está viendo superado. Yo veo cuatro salidas a su situación:

    – Desaparecer. Mirándolo bien, ¿supondría tanta pérdida para Microsoft? Como no reaccione, va a ser esta opción, voluntaria o involuntariamente.
    – Método Microsoft: comprar. ¿Qué comprar? Programadores de Apple –probable– o Google –menos probable–; ¡o incluso adquirir Opera Software!
    – Dar la merecida jubilación a Trident y pasarse al código abierto: Webkit. ¿Serían capaces en Redmond de tragarse semejante sapo?
    – Acudir a pedir ayuda a la única división de Microsoft que ha sabido mantener un producto como líder imbatible a lo largo de los años (en calidad y en presencia): la de Office. Pero claro, Office genera pingües beneficios mientras que Internet Explorer no.

  2. Como de costumbre, secundo completamente tu opinión mced.

    En cuanto a lo de Opera 10.50 sin toolkit, lo pensamos al mismo tiempo, en mi caso al hablar de Iron. Sobre esta versión, ¡te va a encantar el Ctrl-F inline que han incorporado!

    Yo también me pregunto por cuanto tiempo Google seguirá colaborando con la fundación Mozilla, y viendo lo que ha ocurrido con otras compras, preferiría que Microsoft no comprara Opera…

Deja un comentario