Ya estoy muy avanzado con el Need for Speed Underground 2, de forma que todo se vuelve bastante más aburrido que al principio del juego.

El coche es un Nissan Skyline GTR con todo a nivel 3, 10 de aspecto visual, … Lo único que hay que ir haciendo ahora es ir ganando carreras. Se ha perdido el principal atractivo del juego, que era la mejora contínua del coche.

He llegado a tener algún dinero acumulado, y se me ha ocurrido intentar construir lo que sería mi coche ideal. Esto le ha vuelto a dar al juego, un nuevo aliciente.

Por desgracia, en la versión americana del NFS2U no aparece el Opel Corsa GSI, así que he elegido el Audi A3 3.2 Quattro como base de mi preparación.

Lo he pintado de amarillo, y le he puesto un kit aerodinámico compuesto de alerón, spoilers y taloneras a mi gusto. Los retrovisores, los faros y pilotos, también se han cambiado.

El exterior lo completan unas llantas Momo de 20 pulgadas, algunos neones de color amarillo, …

El habitáculo ha sido remodelado convenientemente para hacerlo más deportivo, y ha sido aligerado eliminando todos aquellos componentes que no eran indispensables.. El maletero está completamente inutilizado, al estar ocupado por el equipo de audio.

Se ha preparado cuidadósamente el motor, y ahora ofrece más de 515 CV, en gran parte gracias a un turbo que sopla a casi 2 bares. Los frenos y la transmisión se han reforzado concienzudamente para aceptar el incremento de potencia. Se ha añadido también un kit de óxido nitroso.

Las prestaciones, son sin duda brutales: poco más de 3 segundos para acelerar de 0 a 100 km/h; y poco más de 7 para hacerlo de 0 a 160 km/h. La velocidad punta, roza los 350 Km/h. Una altísima velocidad de paso por curva, permite sentir aceleraciones laterales de hasta 1,25 G.

El coste estimado de la preparación es de unos 90.000 euros, que sumados a los 40.000 que cuesta el coche, arroja una cifra total de 130.000 euros.