Se puede encontrar mucha información en la web sobre los diferentes colores en los cristales de las gafas de sol. Os voy a hacer primero un resumen de lo que he ido encontrado, y que me ha servido de cara a escoger las gafas de sol más adecuadas, y después os daré mi opinión personal al respecto, basada en mi experiencia.

Como los relojes, las gafas de sol pueden ser un complemento, un accesorio de moda, pero también tienen por finalidad la de proteger nuestra vista.



Gris (Gray)

Son las lentes más habituales y las más apropiadas para un uso general, ofrecen una percepción correcta de los colores. Se indican especialmente para conducir y en los casos donde la profundidad de campo es menos importante que tener una correcta percepción de los colores.

– Es el color más neutro: el que menos altera la percepción de los colores.
– Adecuado para uso general.
– Ideal para conducción.
– Recomendado para casos de fotofobia.



Verde (Green)

Estas lentes son adecuadas si practicas actividades en el mar o en el aire. Una de las ventajas de utilizar lentes de este color es que la alteración en la percepción de los colores es mínima. Si padeces hipermetropía, unas gafas con lentes verdes son la mejor opción.

– El color verde altera la percepción de los colores más que el gris o el marrón.
– Recomendado para deportes náuticos y de invierno.
– Adecuado para hipermétropes.



Marrón (Tan)

Son las más indicadas para realizar actividades al aire libre porque mejoran el contraste y filtran las radiaciones azules. Por lo tanto, si utilizas unas lentes marrones, tus ojos se cansarán menos. Si eres miope o padeces de agtismatismo, son la opción más recomendable.

– Es un color agradable que no altera en exceso la percepción de los colores.
– Reduce el cansancio visual.
– Adecuado para zonas de iluminación que alternan zonas de luz y sombra.
– Recomendado para deportes al aire libre.
– Adecuado para operados de cataratas/cirugía refractiva.



Azul (Blue)

Son la última tendencia estética, aunque objetivamente no son las más recomendables. Bloquean la luz azul, la roja y la ámbar. Por lo tanto, no son recomendadas ni apropiadas para conducir porque harán que pierdas totalmente la percepción de los colores.



Amarillo (Yellow)

Son adecuadas para los días nublados o con niebla. Estas lentes aumentan la distinción de los colores y del contraste en condiciones de poca luz y por eso los cazadores las utilizan con frecuencia. No se recomiendan para conducir en situaciones en las que la intensidad lumínica es elevada porque puede provocar errores en la percepción de los semáforos. Para deportes o actividades de interior, escoge éstas.

– Ofrecen una gran luminosidad y un mayor contraste.
– No son adecuadas como lente solar.
– Recomendadas para utilizar en condiciones de poca luminosidad: conducción al amanecer/anochecer o con niebla.
– Pueden resultar adecuadas para algunas enfermedades de retina.

Naranja (Orange)

Aumentan más el contraste que las amarillas y están recomendadas para días en que el cielo está nublado. Sin embargo, no están recomendadas para uso solar. Las lentes naranjas aumentan más aún el contraste que las amarillas en condiciones de niebla o poca luz, y están indicadas para los días en que el cielo está nublado o para la conducción nocturna. No es un color apto para uso solar.

– Aumenta el contraste más aún que el color amarillo y es el más adecuado para situaciones en que el cielo está nublado.
– Proporciona el mayor contraste cuando se dan situaciones de baja luminosidad y es un filtro eficiente para la luz azul.
– Es el color idóneo para la conducción nocturna o con niebla, ya que aumenta considerablemente los niveles de contraste.
– No es apto para uso solar.

Rosa (Pink) y Rojo (Red)

Aumentan el contraste bloqueando la luz azul. Son recomendadas para conducir puesto que mejoran la visibilidad y también son las favoritas entre los usuarios de ordenadores porque reducen el deslumbramiento y el cansancio visual.

– Mejora la profundidad visual.
– Reduce el cansancio de la vista.
– Brinda buena visibilidad en la calle.
– Bienestar para los ojos, sensación agradable.
– Ayuda a ajustar el contraste, aunque sucede lo mismo que con las azules: no son indicadas para la conducción.
– Los deportes en los que más son utilizadas es en ciclismo, carreras y deportes de nieve.

Por mi experiencia con las Persol PO3152S (lentes de color marrón); Randolph Engineering Aviator (lentes de color marrón-verdoso –AGX-); Ray-Ban Wayfarer (lentes verdes -G15-) y las American Optical Aviator (lentes grises) no noto demasiada diferencia entre ellas.

A nivel de visión, el tinte gris, que no distorsiona los colores es el que me parece más cómodo y agradable. El marrón, recomendado para miopes como es mi caso, funciona muy bien también, pero no diría que sea algo exagerado. Es decir, si eres miope no significa que tengas que comprarte unos cristales marrones, sólo quiere decir que a larga distancia, donde ves peor, el contraste adicional te dará una ligera mejoría en cuanto a agudeza visual.

Las verdes se supone que deberían dar una cierta ventaja en cuanto a la visión cercana, pero no lo he apreciado. La tintura en verde del campo visual, me resulta bonita y agradable. El color AGX de las Randolph, o sea un marrón ligeramente verdoso es un buen punto de equilibrio, tienes esa tonalidad verde, pero manteniendo una buena fidelidad cromática.

Con la ligera tonalidad azulada de las Hokana Shasta, tampoco he notado problemas de visión, ni de percepción cromática.

En resumen, que todas ellas son muy parecidas y al final el color de los cristales es más una cuestión de gusto personal que de otra cosa.

En una siguiente entrega hablaremos de un aspecto que me parece de mayor relevancia que la tonalidad de los cristales, su opacidad, y sus tratamientos. ¡Hasta la próxima!