Renault 5 Turbo

El Renault 5 Turbo de 1980, montaba un motor en posición central, que a pesar de no llegar a los 1400 cm3 (1397 cm3 concretamente), alcanzaba 160 CV. Tal potencia, asociada a un peso que no llegaba a los 900 Kg, ofrecía unas prestaciones excepcionales. Exteriormente era espectacular, su carrocería ensanchada para alojar las enormes tomas de aire no pasaba desapercibida. Interiormente sus únicas 2 plazas le delataban.

Solamente se vendieron 5000 unidades, la mayoría destinadas a la competición. La máxima evolución de este coche para rallys llegó con el R5 Tour de Corse de 1984 que pesando 930 Kg, daba 300 CV a 6800 rpm.

En 1984, Renault decidió fabricar en gran serie el Renault 5 Copa Turbo / Alpine Turbo, pesaba 870 Kg, y llevaba el mismo motor, pero en posición delantera, con 110 CV a 6000 rpm y ofrecía 5 plazas.

En 1986, se aumentó la cilindrada a 1527 cm3 llegando así a más de 350 CV a 6500 rpm. Se redujo el peso a 910 Kg, y se le denominó R5 Maxi Turbo.



7 comentarios en “Renault 5 Turbo”

  1. Depende el estado en el que esté, durante el artículo estuve mirando enlaces, y más o menos los había entre 30000 y 90000 euros, dependiendo del modelo y el estado.

    Demasiado caro, pero para los que se pueden permitir un coche de competición, y al mismo tiempo un clásico, debe ser increíble.

    ¡Por soñar que no quede!

  2. ¿Os acordáis de los primeros modelos, en los que el turbo saltaba al pasar de x revoluciones?
    Cuando reducías de marcha para frenar, al pasar de esas revoluciones saltaba el turbo y en lugar de disminuir la velocidad, se disparaba el juguete… :S
    A más de uno le dió un buen susto, y más de un disgusto.

    Pero era el coche con el que todos hemos soñado de críos, y sigue siendo un clásico.

  3. Curiosamente hace como dos semanas o así, me desmintieron el mito.

    Por definición, el turbo solamente hace efecto cuando pisas el pedal del acelerador, por lo que si reducías, aunque subieran las revoluciones, y por tanto el turbo comprimiera más el aire, si no dabas gas, no entraba gasolina, por lo que no aumentaba la potencia.

    Parece ser que ese mito, era la excusa que daban muchos jóvenes poco experimentados para explicar los sustos y accidentes que se daban.

    Realmente todos los de nuestra generación soñábamos con estos coches… Que pena que ahora que podemos comprarlos, ya no los hagan!

  4. No sé cómo funciona un turbo y, si así te lo explicaron, así será. Pero si que reuerdo que era como una "leyenda urbana" la historia esa de que te saltaba el turbo, y por eso, ¿quién no le ha llamado alguna vez a este coche la "caja negra" o el "ataúd", o algo así?
    😉

  5. POR UNA VEZ EN MI VIODA , HE OIDO ÑLA VERDAD DEL TURBO, CUANTAS VECES HABRE DISCUTIDO SOBRE ESTE TEMA.HACE 8 AÑOS LO MIRE YO, Y SI NO PISAS, NO SALTA. DEBIBO A LAS MARIPOOSAS DEL ACELERADOS.627132610

Deja un comentario