El mundo de los ébauches está recobrando la actividad. En 2011, ETAsa la filial de calibres del Swatch Group anunció que iba a ir reduciendo progresivamente la cantidad de movimientos que suministraba a marcas fuera del grupo. El plan era que en 2020, ya no se suministrase ninguno.

Aunque recientemente han rectificado su decisión, una decisión lógica teniendo en cuenta que ellos también deben vender, ese movimiento abrió las puertas a otros fabricantes.

El ETA 2824 se considera el caballo que mueve la relojería mecánica suiza. Así que eso abrió las puertas al español Miguel García, que a los mandos de Sellita, una empresa que a la sazón, colaboraba en la manufactura con ETA, decidieron lanzar su SW-200, un movimiento casi idéntico y totalmente compatible con el de ETA.

En paralelo veíamos el ST2130 de la china Sea-Gull, otra vez un movimiento casi igual que el 2824, pero mucho más barato. No debemos olvidar que el 2824 se remonta al año 1961. Sus patentes hace muchísimo que expiraron, y aunque la nueva versión, la 2824-2 más reciente, aporta mejoras, no son grandes cambios.

Sin embargo, Sellita no logró vender más barato que ETA, y así apareció el VAL-24 de Valanvron. Toma como base el Sea-Gull ST2130, y absurdamente se desmonta y vuelve a montar en suiza. Durante el proceso se hacen algunos ajustes y se revisa la calidad, pero solamente eso ya le permite lucir el Swiss Made.

Ciertamente el VL-24 no aporta nada, el Seagull ST2130 es algo inferior al ETA, y el Sellita cuesta lo mismo. El problema continúa…

Entonces STP (Swiss Technology Production), lanza en 2008 el STP1-11. Gracias a la fortaleza del Fossil Group que tiene detrás, consigue una maquinaria igualmente compatible con la ETA 2824, e incluso le añade algunas pequeñas mejoras. El precio, ligeramente más competitivo que el resto de opciones suizos.

Así llegamos hasta el R150 de Ronda. Debemos recordar que Ronda AG es el mayor suministrador de maquinarias suizas de cuadro. La que lleva el Smith & Smoorcer Fisherman o el Duward Diplomatic Galicia. Son maquinarias de calidad y a un precio realmente bueno.

Ronda decide en 2016 inaugurar su linea Mecano, suministrando también movimientos automáticos. Ahí surge el mencionado R150. Otra variante compatible con el ETA 2824, del que se espera sea aún más económico que el STP-1.

Nos guste o no, la relojería mecánica la siguen moviendo los movimientos suizos, y esta es una gran oportunidad para acercarla a los aficionados a un mejor precio. La competencia es sana, así que ¡esperemos que les vaya muy bien!