Es curioso, pero no me gusta como queda mi Audi A3 con los kits en fibra de carbono.

Parece un coche de competición pura, más que un Street Racer.

En cambio, el Nissan Skyline GTR, queda muchísimo mejor. Al ser de color negro, y estar maquillado como un coche de carreras, la fibra, le favorece muchísimo.