La firma nipona Rhythm Watch Co., Ltd. Japan data su fundación en el año 1950, ni más ni menos igual que Orient Watch. A partir de 1990, pasó a formar parte del grupo hongkonés Rhywaco (H.K.) Co., Ltd., por tanto, aunque sus orígenes sean japoneses, actualmente no lo es tanto.

A día de hoy Rhythm pasa por ser una marca relojera poco conocida por nuestras tierras, pero que gracias a su filosofía, pretende ofrecer una calidad típica de la industria japonesa, con unos precios típicos de la industria china.

En la prueba de hoy, vamos a analizar al completo el Rhythm Eternity, un reloj que forma parte de la linea Automatic Series de Rhythm que está disponible en las siguientes versiones:
A1303L01 / A1303L-01: Esfera blanca, agujas e índices plateados y caja de acero inoxidable plateado.
A1303L02 / A1303L-02: Esfera negra, agujas e índices plateados y caja de acero inoxidable plateado.
A1303L03 / A1303L-03: Esfera blanca, agujas e índices dorados y caja de acero inoxidable dorada.

Nos centraremos en la referencia A1303L01 o A1303L-01, es decir el Rhythm Eternity que más se adapta a mis gustos estéticos. Así que tras el Orient FEZ09005W0, podéis poneros cómodos, y disfrutar te esta review en profundidad.



Ficha técnica

GéneroHombres
CajaAcero inoxidable 316L. 42mm de diámetro sin contar la corona y 12,2mm de alto
CoronaAcero inoxidable a presión
EsferaColor blanco
BiselAcero inoxidable 316L fijo
CristalZafiro
Lumen
TraseraAcero inoxidable roscada con tapa de exhibición
CorreaCuero de 22mm en color negro
FuncionesHora, minutos, segundos y día del mes
Resistencia al agua5 ATM
Peso85g
MecanismoSeiko NH35A. 21.600 vph. 24 rubís
ComplicacionesCarga automática con rotor bidireccional. Remonte manual y parada de segundero
Prestaciones41h de reserva de marcha. -20/+40 segundos/día
OrigenHong Kong. Japan Movement
Garantía1 año
PVP285€ (oferta 89€)
DistribuidorRhythm Watch Co.

Presentación

El empaquetado es más bien sencillo. Una caja de cartón en color blanco que con letras doradas identifica el producto. Tiene un primer texto destacado de Global Timepiece, y que pretende reconocer los anhelos de la marca. Extenderse a todo el mundo. En una segunda linea vemos Personal Identity Accessory, que decepciona un poco, al menos a los que como yo, no vemos un reloj como un accesorio principalmente, sino como un instrumento de precisión.



En el interior nos encontramos con el reloj siguiendo los tonos blancos del exterior, nuevamente cumple y nada más.



Si el exterior nos deja un poco fríos, con la dotación que lo acompaña empezamos a cambiar un poco de opinión. Destaca una tarjeta de garantía tipo tarjeta de crédito que aporta una confianza en el producto, así como un manual de instrucciones que resulta muy aparente y que utiliza un buen papel. Son más de 100 páginas, pero ocurre que intenta dar cabida a todos los modelos, y a todos los idiomas. En español le corresponden 13 páginas, y nos habla de relojes solares, multifunción, …



Diseño y construcción

La impresión general es de un reloj con acabados cuidados y buenos materiales. Definitivamente una pieza que aparenta ser mucho más cara de lo que realmente es. Y es que si bien su precio oficial supera los 300€, no deja de ser una de las prácticas comunes en relojería chinos, y a la que también se han apuntado algunos de aquí. Es decir, inflar el precio de tarifa para dar una sensación extra de prestigio, aunque luego lo podamos comprar a menos de 90€.

Sus lineas son las de un reloj actual y atemporal. No hablamos de un guardatiempo de diseño modernísimo, ni tampoco de uno que rinda homenaje a los clásicos. Es un reloj de nuestros días, pero relativamente conservador. Por eso nos chocan los numerales romanos sobre una estructura que no es clásica en absoluto, algo además que no suele ser del agrado del público, pero que indudablemente es su toque diferencial. Mientras que en un Orient Bambino considero que por su estética, los numerales romanos le van muy bien, en el caso de este Eternity no acaban de convencerme. Algo parecido a lo que ya expliqué en el Colomer & Sons Classic Power Reserve.



De un primer vistazo llama la atención el grueso y contundente bisel fijo de acero. Refuerza la imagen de reloj robusto, pero como digo, visualmente no encaja con su esfera. La esfera es de color blanco con agujas e índices en plateado. Ya sabéis que de cara al contraste no es la mejor opción, aunque debo decir que en la realidad se ve mucho mejor de lo que las fotografías parecerían indicar. El bisel interno es de color blanco, contribuyendo a dar más espacio o luz a la esfera. El problema que tiene es bisel interno, es que nos da la impresión que las agujas deberían ser más largas de lo que son, pero realmente tampoco queda demasiado margen.

La caja tiene 42mm de diámetro sin contar la corona. Está construida en acero inoxidable 316L con acabado pulido brillante, y como decía al principio, es de una calidad digna de verdaderos fabricantes japoneses como Orient Watch o Seiko. La corona es a presión de un tamaño bastante generoso y muy práctica. Va firmada por Rhythm en un original color azul, que me parece bonito y original, pero que no termina de encajar en el conjunto. Es resistente al agua 50M o 5 ATM/BAR, más que suficiente en un reloj así.



Las agujas o manecillas son de tipo dauphine, la mejor opción para un reloj con numerales romanos, y además han optado por aplicar lumen en su interior. El lumen tiene un brillo bastante bueno, aunque su duración no es demasiado elevada. El lumen está aplicado también a los índices horarios.

La esfera tiene un bonito relieve circular en su parte interna que le da un toque sofisticado. Alterna índices con números romanos. El fechador a las 3, obliga a reducir el tamaño del indicador, una solución que a algunos no les gustará, pero que no me desagrada.



El cristal es de zafiro plano, mi favorito, y a diferencia de otros relojes que buscan el precio ante todo, lleva un tratamiento antireflejante en la cara interna que ayuda mucho en la visualización. La trasera es roscada con cristal transparente de exhibición, indicándonos el número de modelo (A1303L) y la información básica que debemos tener presente.

La correa es de cuero genuino, bastante gruesa (22mm) y en un color negro que le va muy bien. Como solución de prestigio, y para aumentar la durabilidad, la marca ha optado por un cierre deployante que a muchos no les agrada. Siguiendo las buenas costumbres, va firmado también con la R de la marca.



Movimiento

Tanto el fabricante como las tiendas, nos hablan de un calibre Miyota 8215 fabricado por Citizen en su interior. Ya sabéis, un movimiento mecánico de carga automática unidireccional bastante sencillo, pero que a lo largo de los años ha demostrado su robustez y su fiabilidad. Cuenta con 21 rubís y late a 21.600 vph, ofreciendo remonte manual, pero no parada de segundero (hacking), al menos no oficialmente, porque algunos de ellos nos permiten detener el avance del segundero.

Sin embargo eso no es cierto, y realmente monta un SII NH35A / Seiko 4R35, una maquinaria bastante superior a la de Miyota. Quizás sea debido a un error, o quizás antes llevaba Miyota y decidieron actualizarla. En cualquier caso esuna buena noticia, porque latiendo a 21.600 vph y con 24 rubís, nos ofrece también parada de segundero, y carga bidireccional. Es curioso, porque mientras SII dice que sus NH35 tienen una tolerancia de -20/+40 segundos por día, curiosamente la misma cifra que arroja Miyota con los 8215, Seiko dice que es de -25/+35 segundos/día.

Todos sabemos que Seiko no suele ajustar sus movimientos, y la precisión es bastante heterogénea. Con éste he medido un desfase de +9 segundos/día, una cifra muy buena, y que me hace pensar que Rhythm los haya ajustado antes de salir de su fábrica. Se cifra la reserva de marcha en 41 horas. Mis mediciones han dado cerca de 45.



Sensaciones

El movimiento de la pulsa como se denomina al calibre en países caribeños y latinos funciona muy bien. Hace que cargue de una manera muy eficiente, y gracias al magic lever de Seiko, que sea más silencioso que los Orient o Citizen. En absoluto son un fan de Seiko, pero admito que como calibre mecánico de entrada, los 4R35/4R36, como ya vimos con el Thermidor Automatic Edición Limitada, no tienen rival cuando están bien ajustados como es el caso. Es una máquina muy suave y agradable, tanto para darle cuerda, como para ponerlo en hora.

Cuando lo llevamos en la muñeca, por el efecto óptico del bisel, no se ve grande, yo diría que pasa por un reloj de vestir de 40mm. Tampoco es incómodo porque con 12mm de alto no es demasiado voluminoso.

El problema, quizás personal mío, son esas incoherencias estéticas. Esa mezcla de reloj clásico y de reloj actual que hacen que nunca te sientas integrado con el reloj. La correa es de calidad, pero no particularmente cómoda en mi muñeca. No es problema, porque tiene fácil solución, no tenemos más que cambiarla. La opción será una textil tipo NATO/Zulú en color negro.



Conclusiones

El Rhythm Eternity es un reloj de mecánico de precio asequible, manufacturado con buenos materiales, con un calibre fiable y de buen rendimiento, y con acabados cercanos al de relojes mucho más caros. Sería una pieza totalmente recomendable si no fuera por lo controvertido de su diseño. Unas lineas que no son aptas para todos. Quizás las S.V. Series, con su modelo AS1614S01 sean una alternativa más del agrado de la mayoría.

Sea como fuere, si buscas un reloj diferente, y te gusta la estética del Eternity es una de las mejores opciones que hay disponibles en el mercado.



▲ Más▼ Menos
Relación calidad-precio
Calibre SII NH35
Mezcla estética extraña