En Bluemag nos descubren el Stunt Pilot, uno de esos jueguecillos hechos en Flash, pero que resultan tremendamente adictivos.

Aunque por estética pueda recordar a clásicos como Wings of Fury, la mecánica de juego, es más parecida a los juegos de plataformas como Sonic y similares.

Los detalles están muy cuidados, para conseguir su objetivo: ¡Si lo pruebas, te costará mucho dejarlo!