Pasé divertidísimas tardes jugando al simplón Bandera de 1985 escrito por L. Casaus y publicado por MicroHobby, así que cuando hoy he descubierto el Turbomania de 2005 escrito por el prolífico Jonathan Cauldwell, por un momento he vuelto atrás.

Turbomania es un juego sencillo, al igual que el Bandera que conocí, pero con detalles gráficos y de jugabilidad más trabajados. Es fácil de aprender, y muy adictivo. Además, es compatible con Spectrums de 16K, lo que le da todavía más mérito.

Jonathan ha actualizado su tutorial sobre la programación de videojuegos para Spectrum, Writing Spectrum Games, que también podéis descargar (368 Kb. en formato DOC).