Delphi 26 aniversario

Un 14 de febrero, día de San Valentín de 1995 se presentaba Delphi 1.0. Venía a llenar el hueco dejado por Turbo/Borland Pascal 7 y sus respectivas versiones para Windows. En aquellas fechas se oía de Windows 95, el proyecto Chicago que terminaría cambiándolo todo en cuanto a informática de consumo.

Su rival iba a ser el coetáneo Visual Basic 3.0 (faltaban meses para la versión 4), el entorno de desarrollo que generaba p-code para plataformas Win16 y que ofrecía una interfaz verdaderamente visual. Delphi rompió esquemas porque basándose en el mismo paradigma de VB adoptó un lenguaje de programación más serio y tipado como es Object Pascal y permitió generar binarios que eran completamente nativos. La diferencia de rendimiento era brutal.



Como parte de mis actividades en el programa Embarcadero Most Valuable Professional escribí una frase que sintetizara la carrera de Delphi en estos 26 años: «A mature and well-know tool with decades of heritage and eyes into the future», es decir «Una herramienta madura y bien conocida que con décadas de herencia pone sus ojos en el futuro», un concepto que creo resume a la perfección a Embarcadero Delphi y que es un estupendo regalo de cumpleaños.

Podéis consultar esta celebración en perfil de Twitter de @EmbarcaderoTech.











9 comentarios en “Delphi 26 aniversario”

  1. Una frase genial y muy acertada para condensar todo lo que ha supuesto y supone Delphi, que es también una de mis herramientas favoritas de desarrollo. Bueno, hasta que llegaron estos últimos Delphi que ya se parecen poco a los de entonces, pero esa sí es otra historia 😀

  2. Me hubiera gustado meterme con Delphi, en su día jugué algo con Pascal y me encantó mezclarlo con ensamblador, siempre he sido de combinados…

    Cuando apareció Delphi yo estaba en mi segunda FP y mi ordenador (mi primer ordenador) era un 386SX a 25MHz con 106MB de disco duro (si, 106 Megas, no Gigas) no recuerdo la cantidad de memoria, podría ser 2Mb o tal vez 4Mb. Creo que era el Packard Bell «LEGEND 325», de la marca estoy seguro pero vete tu a saber ahora el modelo, las fotos que he visto se parece mucho.

    Evidentemente con semejante pedazo de máquina las cosas que podía tener instaladas eran limitadas, además de que conseguir software era bastante complicado en aquellos días.

    Lo que si conseguí era una copia del VB 3 (tal vez 4, quien sabe ahora) y lo típico, jugué algo, me compré una versión de estudiante del VB 6 y luego ya empecé a currar y ya fue todo «dirigido» por las necesidades del curro.

    En fin, fueros años divertidos y Delphi se unió a la fiesta.

  3. Yo empecé también con VB, creo recordar que con la 3. Por eso cuando llegó Delphi a mis manos me quedé alucinado de que generase ejecutables nativos y «portables» sin necesidad de incluir las DLL de runtime Fernando. Pero con lo que de verdad aluciné fue con algo que parecía imposible, el C++ Builder 1 con nombre clave Ebony que regalaba una revista. Era la filosofía y la VCL de Delphi pero bajo C++. Finalmente un C++ que tenía de visual algo más que el nombre como era el caso de Microsoft.

    Eso sí, el más divertido fue VB, te dejaba hacer muchas «cochinadas» si querías, poner números de linea, no declarar ni definir variables, así que iba bien para hacer prototipos rápidos y ver los resultados. Si además querías programar más o menos bien también lo permitía.

  4. <>
    Ja, qué bueno Guti,

    Yo estaba muy metido con la programación procedimental, por lo que el goto y números de línea me dañaban la vista ya por aquel entonces, ya lo pudiste comprobar en códigos míos de aquella época. Era muy fan del «Option Explicit» que te obligaba a declarar variables y algunas cosas de esas de «lenguajes de verdad».

    No me metí mucho con VC, así que sólo puedo hablar de memoria de lo poco que toqué. Pero creo recordar que si con VB diseñabas las «vistas» con un asistente que era bastante bueno y luego podías hacer referencia en el código a los controles de la vista como objetos (al más puro estilo MVC), sin embargo en VC era todo mucho más rudimentario y es una cosa que nunca entendí.

    También me quedé con las ganas de trastear con C++ Builder, pero las vicisitudes de la vida me llevaron por otros derroteros. He de reconocer que en su día no me atrajo demasiado la sintaxis de C, por alguna extraña razón lo del procedimiento main no me gustaba y me condicionó.

    Ay, es que me pongo tontorrón recordando aquellos años…

  5. Sí, lo vi Fernando, y mira que en aquella época no era nada habitual programar de forma tan estricta en VB. Profesionalmente si lo hacía de forma más elegante, incluso teniendo en cuenta el rendimiento como que en Win32 era mejor usar Long que Integer como solía ser la norma. Son historias de «abuelo cebolleta» que a mi también me gusta rememorar de tanto en tanto. Batallitas del pasado que no son tan diferentes a las que se dan ahora.

  6. El grueso de los salarios que he ganado trabajando en la informática me ha venido de la programación web. Támbién he programado alguna aplicación de escritorio, en Java, lenguaje de programación que me sigue gustando mucho.

    Me hubiese gustado trabajar programando en lenguajes de nivel medio y bajo, en tareas como aplicaciones de procesado de señal o aplicaciones que interactúen de forma más directa con el hardware, tirando de C (¡Qué claridad mental la de sus creadores!) y ensamblador.

    No ha podido ser, c’est la vie.

    Tampoco me quejo: gracias a la programación web tengo un trabajo de funcionario. Y por otra parte, me he librado de tecnologías como Visual Basic o C++, pensadas con los pies.

    En cuanto a Pascal y lenguajes derivados, yo he pasado por el primero, como todo estudiante en mi época de estudiante en esto de la tecnologías de la información.

    Buen lenguaje de programación. Acerca de este particular, tengo muy gratos recuerdos de uno de los libros acerca de Pascal escritos por Joyanes Aguilar: joder, la de horas que pasé con este libro y lo mucho que aprendí. Me parece triste que Pascal y sus herederos se hayan desvanecido poco a poco, debido a que a la pérdida de apoyo por parte de una empresa o un consorcio de los grandes.

    Eso sí, en cambio goza de popularidad un lenguaje de programación llamado JavaScript [1, 2, 3], hay por ahí uno de esos comités que se dedican a la estandarización metiéndole mano [4] a ver si lo arregla. Lo tienen difícil, un excremento tiene mal pronóstico.

    Cierto es que comparar JavaScript y Pascal no tiene sentido: son lenguajes muy distintos pensados para entornos también muy distintos. No obstante habría que reflexionar por qué un lenguaje de programación tan malo ha llegado a ser tan importante, mientras que otros buenos, como Pascal, se han quedado por el camino.

    [1] https://preview.redd.it/4skcofasa1p01.png?width=640&crop=smart&auto=webp&s=1c1fcafb05ce6a14e4e1c62a39d56c5b164762af

    [2] https://res.cloudinary.com/practicaldev/image/fetch/s–bRpncc0A–/c_limit%2Cf_auto%2Cfl_progressive%2Cq_auto%2Cw_880/https://github.com/damiancipolat/js_vs_memes/blob/master/doc/fav_meme.jpg%3Fraw%3Dtrue

    [3] https://external-preview.redd.it/N_bB0Oszfuks9wLTax6viC4Hh9FzHgpMcpYiuUHoQQU.jpg?auto=webp&s=22d6a707521ffee7ea809ec405a10477ee7bd2b8

    [4] https://media.vandalsports.com/m/6-2018/201862916471_8.jpg

  7. Estoy como tu un relojista. Aunque profesionalmente empecé con las aplicaciones de escritorio, más bien el cliente-servidor aquella tendencia con el hardware limitado de la época por hobby, desde entonces me pasé a la web. Me sorprende mucho lo de Javascript, empecé a tocarlo allá por 1995, era un lenguaje de programación de risa, de ahí lo del script. Su evolución lo ha convertido en un lenguaje serio, casi lo mismo que le ocurrió a ActionScript, sólo que éste llegó tarde (pese a hacerlo rápido). Sin embargo con lo que disfruto es con la programación a bajo nivel: C, C++ o ensamblador. Tecnología en desuso porque no son rentables, y en donde sale más barato comprar un hardware potente que realmente optimizar.

Deja un comentario