Entrevista a Josep María Martí de Industrial Martí de Relojería

Hoy tengo el enorme placer de anunciaros que la saga de entrevistas a protagonistas del sector relojero español (y en español), continúa adelante. Después de estar con Raul Moreno Castro de Fuga Watches y
Fernando Mansilla de Pontvs Watch finalmente podemos resarcirnos casi 3 años después de la entrevista fallida a Industrial Martí. Tras mucha insistencia parece que lo que no lograra su publicista ni uno de los grupos de comunicación más importantes del sector lo ha logrado mi insistencia.

Seguimos con las marcas de relojes españolas hoy con Josep María Martí Roca la cabeza visible de Industrial Martí de Relojería, propietarios de las marcas Potens y Nowley.



José María, sé que eres una persona muy ocupada, así que, ante todo agradecerte tu tiempo en esta entrevista.
Gracias a ti, con mucho gusto.

Empecemos por los orígenes, porque en algunos sitios he leído que se remontan a 1951 y en otros a 1954. ¿Nos lo podrías aclarar?
1954 es la fecha de fundación de Industrial Martí de la que tenemos constancia. Nuestro padre empezó como aprendiz y cuando se emancipó montó un taller mecánico, no una relojería, donde se hacían cajas de reloj, restauración de esferas y correas de reloj. Desde los primeros tiempos había empleadas entre 6 y 10 personas.

Si no estoy equivocado la fundó tu padre José María ¿es así?
Efectivamente, Francisco Martí (q.e.p.d.) fundó la empresa y sus 3 hijos la hemos desarrollado arropados por un gran equipo.

Por tanto, Potens y Nowley, así como el resto de marcas dentro de Industrial Martí de Relojería siguen siendo una empresa familiar.
Sí, somos una pequeña empresa familiar independiente.

Sin duda es una larga historia de más de 60 años. Estáis entre los grandes en ese sentido en cuanto a relojería española. Debe ser un orgullo para vosotros.
El orgullo es transmitir esta continuidad de generación en generación. Cuando veo un cliente que todavía usa un Nowley con más de 25 años y necesita una correa que ya ni se fabrica siento una sensación especial, y por supuesto un compromiso con él para darle una solución a su necesidad.

La mayoría de relojeras españolas nacieron como Industrial Martí, reparando relojes, luego vendiendo otras marcas, y finalmente fabricando los suyos propios. Sin embargo, vosotros sois los únicos que mantenéis esa fuerza en la reparación y las fornituras. Me imagino que os aporta una gran ventaja ser conocedores de la técnica relojera, puesto que al final Nowley y Potens se benefician de todo ello. ¿Verdad?
Somos relojeros de a pie, empezamos en la parte más ingrata, por la responsabilidad de hacer las cosas bien, al servicio de los relojeros profesionales, solucionando todos los problemas habidos y por haber.

Fuimos un taller mecánico donde fabricábamos cajas de reloj y restaurábamos esferas. Más tarde entramos en la fornitura y herramientas y después en los relojes.

Potens, una marca también vuestra la adquiristeis en 1998, sin embargo, Nowley es una creación propia. ¿De dónde surgió esa necesidad?
Empezamos con Nowley y surgió la posibilidad de hacernos con Potens y la aprovechamos.

Novestel y Michel Herbelin también eran marcas en vuestro portafolio, pero la primera parece abandonada y la segunda está independizada. ¿Podrías explicarme por qué?
Durante muchos años convivieron 2 marcas: Nowley y Novestel. Al entrar Potens decidimos que las dos marcas serían Nowley y Potens.

Michel Herbelin es una marca francesa, una empresa también familiar que distribuimos en España.

Nowley es una marca que suena a extranjera. ¿Es algo intencionado? ¿Creéis que os beneficia esa percepción?
Nowley fue creada por nuestro padre. Era una persona muy avanzada de su época e intuyó que sería bueno para la marca que sonara en inglés.

En esa época Industrial Martí contaba con marcas propias como Novaflex y Novastar para correas de fabricación propia. Nowley fue la marca elegida para relojería.

En cuanto a Potens creo que hicisteis algo muy bonito. Rescatar una marca que tuvo gran impacto en nuestro país durante los años 40 a 60 para darle una nueva vida. Curiosamente Potens era suiza. Como sonaba muy a marca de aquí, quizás por el catalán, la gente pensaba que era española.
Sí, suena fácil, muy de aquí. La idea es continuar desarrollando nuevos proyectos con ella. Relojes que se salen del enfoque de Nowley.

Y hablando de extranjero. ¿Podrías aclararme lo que es Nowley France en Perpignán?
Nowley France se ocupa de la comercialización de Nowley en el mercado francés.

¿Qué crees que aporta de diferente Nowley sobre otras marcas del segmento?
Nowley no se centra exclusivamente en un tema determinado, sino que dispone de una amplia colección de relojes, en la que tienen cabida numerosos estilos.

La idea es que el consumidor pueda disponer de muchos y variados relojes para poderlos combinar en su día a día, siguiendo la moda o su propio criterio, a precios muy comerciales. De ahí el eslogan, Nowley “Time for Change”.

¿Y Potens?
Con Potens disfrutamos haciendo relojes y no nos fijamos tanto en el precio, vamos a un mercado diferente. Ya sé que en muchos medios, no es tu caso, da la sensación de que si no eres manufactura, es decir si no haces tu mismo tus propios movimientos, no eres nadie. Sin embargo la mayor parte de los consumidores no lleva relojes de manufactura, sino que prefiere cambiar de reloj más a menudo a unos niveles de precio distintos.

Todos los relojes de Potens son de acero inoxidable, de la misma calidad que las manufacturas y a un precio mucho más razonable. La diferencia está en el movimiento, nosotros normalmente usamos Miyota en todas sus variantes, por nuestra experiencia en el taller son muy fiables y tecnológicamente están a un nivel altísimo.

El catálogo de Nowley me parece muy peculiar. Apostáis por los relojes de bolsillo que no son de uso mayoritario, y por los modelos digitales que es una tecnología que me encanta pero que no es muy popular. ¿Por qué?
Tiene que ver con nuestra voluntad de disponer de una gama amplia, porque nuestro mercado, las relojerías a las que visitamos con nuestra propia red comercial, precisan de diferentes estilos de reloj.

Para nosotros no es un problema incorporar colecciones diferentes. Ciertamente el reloj de bolsillo no es la pieza más popular de la colección pero seguro que solucionamos más de una necesidad de algún cliente.

En cuanto a los digitales, siempre han sido un buen activo de Nowley. Por supuesto que la demanda es la que hace que una colección sea más o menos extensa en modelaje. A día de hoy el catálogo de Nowley está formado por 8 colecciones distintas.

Tal y como yo lo veo la evolución de los digitales son los relojes inteligentes. ¿Tenéis previsto entrar en ese segmento?
Por supuesto. Hoy en día disponemos de una buena representación de smartwatches y smartbands, pero todo ha llevado su tiempo y hasta hace relativamente poco no fue posible entrar en el mercado a un precio adecuado y con tecnología probada. En eso debe agradecer a nuestro equipo técnico, gente muy cualificada y con muchas ganas, porque de otro modo no hubiera sido posible.

En cambio, Nowley no tiene ningún modelo mecánico, un tipo de reloj que a los amantes de la relojería más tradicional nos encanta ¿Es por algo en particular, o porque preferís dejarlo para Potens?
Es una cuestión de fabricación. Nos sentimos más cómodos reservándolo para Potens.

Es que pienso que en la colección Classic o Vintage, un mecánico sería el complemento perfecto, y con los ajustados precios de Nowley, podría abrir un nuevo abanico de posibilidades.
El precio de un buen movimiento automático hace casi imposible situarlo dentro la filosofía de Nowley.

Me encantan los automáticos de la colección Tokio de Potens. ¿Cuál es el motivo por el que os negasteis a que lo probara?
Sinceramente no recuerdo la situación. Nosotros estamos en la economía real y en pocos años hemos pasado a la digital donde todo va mucho más rápido y, si te comunicas con nosotros vía redes sociales, lo tenemos externalizado. Es posible que aquí no seamos todavía todo lo eficientes que debiéramos.



Afortunadamente todo ello forma parte del pasado… Si miramos adelante, en cuanto al precio, ¿no teméis correr el riesgo de que el público pueda pensar que económico significa de poca calidad?
Es un riesgo que queda anulado por el uso del usuario/a. No creo que Nowley sea la marca más barata del mercado y tenemos claro que el consumidor cada vez está más preparado y sabe apreciar mejor una marca con una relación calidad-precio muy adecuada.

¿Cuál es vuestro perfil de cliente?
Nowley es una marca generalista con un perfil muy amplio. Vendemos relojes para todas las franjas de edad y todos los públicos.

¿Cuál o cuáles dirías que son vuestros relojes más populares?
Siempre hay una pieza o gama que en un momento determinado se vende mejor. Ahora es el momento de los smart.

¿Cuántos relojes vendéis?
Estamos en cifras altas, aunque no voy a engañarte, y como todos debido a las actuales circunstancias del mercado hemos bajado.

¿A nivel de negocio, consideras como más importante las fornituras de Industrial Martí, o los relojes completos de Nowley, Potens, …?
Intentamos prestarle la máxima atención a todos los segmentos de la empresa, ya sean técnicos, comerciales o de postventa, con la misma pasión y esfuerzo. Tradicionalmente no centrarnos demasiado en una pata nos ha permitido salir adelante. Con la crisis económica que estamos sufriendo, y otras anteriores por las que hemos pasado es posible que las ventas de relojería disminuyan, la gente compra menos. Sin embargo aprovecha más los que tiene, así que se cambian más pilas, más correas y se realizan más reparaciones. Lo mismo podría decirte de nuestros cursos de formación, complementan la fornitura y los relojes.

¿Qué reloj llevas ahora mismo y qué otros relojes tienes?
Ahora mismo un Nowley multifunción. Tengo la suerte de poder disfrutar varios, así que alterno entre Potens y Nowley.



Siempre he pensado que con la buena base en cuanto a fornitura que tenéis, sería bonito tener un reloj completamente Made in Spain, obviamente salvo el calibre. ¿Es algo que os motiva?
Tenemos proyectos. Sin embargo, con la entrada de la tecnología Smartwatch hay que esperar y ver como evoluciona todo. Nos gusta ser prudentes y dar pasos seguros, creo que es algo que siempre ha caracterizado a Industrial Martí como empresa.

¿Qué planes de futuro puedes contarnos para Potens y Nowley?
Estar junto a nuestros clientes en unas condiciones muy difíciles de mercado, sobrevivir al proceso Covid y continuar. Aún ahora, seguimos presentando colecciones Nowley y Potens como siempre, no paramos.

Muy interesante… ¿Y veremos el nacimiento de alguna marca nueva de vuestra mano?
No tenemos nada previsto en este sentido, ahora mismo, pero ideas no nos faltan.

¿Cuál es tu opinión en cuanto al futuro de la relojería? ¿Seguiremos llevando reloj, o usaremos sólo el Smartphone? ¿Conquistarán los relojes inteligentes el mercado, o por el contrario el espíritu de rebeldía y volver a las raíces causarán un nuevo auge mecánico (¿que en parte ya está ocurriendo?
Lo importante es que cada uno pueda ver la hora como quiera. El reloj mecánico siempre estará ahí, es una parte pequeña en número de piezas pero importante en cuando a importe. El cuarzo, por su sencillez, adaptación física al medio, diversos materiales o su precio, tendrá una parte de mercado que habrá que compartir con los smart. Nosotros estaremos presentes en todas las áreas susceptibles de ser desarrolladas.

¿Crees que algún día volveremos a tener una manufactura relojera en nuestro país como teníamos en los 50, 60 y 70?
¿Por qué no? La revolución del cuarzo ha hecho que empresas relojeras españolas se hayan dado a conocer al mundo y, una vez conseguido esto que es lo difícil, se han expandido y han situado a los españoles en un mercado que antes solo era suizo o japonés. ¡Bien por las empresas españolas!

Hay algo más que te gustaría añadir?
Sólo recordar a todos los lectores que pueden seguirnos en:
www.industrialmarti.com
www.nowley.com
www.smart.nowley.com
www.potens.com

Ha sido un gusto conocerte un poco más José María. Personalmente has saciado todas las dudas que tenía sobre vosotros. Espero que a los lectores también, y que sea un medio ideal para que os deis a conocer aún más.
Gracias a ti por tu perseverancia y tu atención.











8 comentarios en “Entrevista a Josep María Martí de Industrial Martí de Relojería”

  1. Buenas noches D. Javier.
    Enhorabuena por la entrevista, D. JM Martí es un referente de la relojería en el territorio nacional. Supongo que el tercero en importancia ¿no? [es una pregunta]

    En cuanto a tu tenacidad y persistencia, desde mi óptica como lector asiduo y participante más o menos activo, no es más que el deber de que todo comunicador tiene con sus comunicados (destinatarios) con la veracidad y la actualidad. No he adquirido ni tengo en mente adquirir ningún reloj de la marca pero ahora la conozco. Para una marca o grupo una publicidad directa a un público potencial y bien informado… en una bitácora como la tuya o nuestra (si me permites la licencia) genera un impacto muy potente. Por eso no entiendo la resistencia de determinados grupos en participar.

    Sé que los amantes de los relojes no somos un público fácil, somos muy «puntillosos, tiquismiquis» que si el tipo de saeta, la esfera, los reflejos, el lúmen, la maquinaria… pero nos da igual pagar un precio si realmente lo vale. ¿no tendrán las grandes marcas miedo a que saquemos sus vergüenzas? Siempre lo he pensado y me pone triste

    MI enhorabuena, sobre la entrevista, que sirva cómo crítica positiva que algunas respuestas las he «percibido un poco automáticas» pero aún así sinceras (por ejemplo a la posibilidad de un automático en Nowley y el futuro de los relojes digitales).

    Buenas noches y gracias por estos momentos.
    A nivel personal mi felicitación al grupo Industria Marti por su iniciativa y espero que sigan con su colaboración con Javier.

  2. Muy buena entrevista Guti, felicitaciones.
    Mi único comentario es que España le lleva la delantera a México en cuestiones de relojería. Aquí no hay ningún movimiento de empresas como esta que nos diste a conocer, es una pena.
    Guti, Sergi, les mando un abrazo, cuidense.

  3. Muchas gracias Sergi. En cuanto a relojería yo te diría que sí. Están Festina, Munreco y luego ellos. De hecho ayer pasé por una relojería y es fácil ver expositores de Nowley, una marca que por su variedad y precio accesible tiene mucho éxito, y que me alegra.

    Tal vez Unión Suiza sea más grande, pero claro, no son sólo relojes, también tiendas y joyas. Lo que me gusta mucho de Industrial Martí es que es relojería en esencia pura, mucho más que Festina. Tienen sus propias marcas, su tienda de fornituras, su taller de reparaciones, y su escuela.

    La buena noticia es que tras todos los traspiés con su publicista, finalmente he establecido contacto. Y claro que sí, se han prestado sin problemas a que reseñe el Potens Tokio, un reloj que traeré en breve a estas páginas.

  4. ¡Enhorabuena por la entrevista! Si ha «caído» Industrial Martí, no veo razón para que un día de estos no pase por aquí Miguel Rodríguez.

    Ahora en serio, al señor Martí hay que darle una colleja: en el aspecto de comunicación la empresa Industrial Martí deja mucho que desear.

    Y es que a raíz de esta entrevista mi percepción de la empresa ha dado un giro de 180 grados. Antes percibía a Nowley, Potens como relojes que no eran más que mercancía china remarcada. Ahora veo a una empresa que, aunque pueda fabricar total o parcialmente en China, aporta valor dando, entre otros, servicio técnico de verdad; esto a mis ojos hace que la empresa merezca mi respeto.

    Los relojes del catálogo de Nowley no me atraen, algunos del catálogo de Potens ya sí. Espero esa prueba del Potens Tokio con algo de impaciencia.

  5. Muchas gracias un relojista. En eso estamos, haciendo el acercamiento, pero es lento y laborioso. Veremos a ver que ocurre.

    Hoy en día la comunicación es fundamental para llegar al público. Hacerla mal delegando en alguien que no es capaz de llevarla a cabo es peor que no tener comunicación en absoluto. Totalmente de acuerdo, ves un expositor de Nowley en una tienda o una web, y lo primero que te llega es que es una marca de moda, un remarcador. No se transmite su historia relojera o lo que comentaba Josep Maria acerca del desarrollo de software de sus smartwatches, todo ello cosas que se han llevado a cabo aquí.

    Tendrás que tener algo de paciencia porque aunque el Potens Tokio me llegó ayer, todavía tengo que ponerme con la reseña que me lleva algo de tiempo. De momento te dejo un adelanto:

  6. Pues aquí otro al que le ha pasado un poco lo que a UN RELOJISTA. También pensaba que era lo que dice él, o incluso una empresa de remarcado de relojes venida a menos, algo así como Mx Onda (que en mi bazar predilecto «máquina del tiempo» tienen un expositor con aún algunos de sus últimos cuarzos con caja de latón y tapa trasera a presión en acero inoxidable… muy pasados de moda, francamente, y tamaño cadete prácticamente o muy poco más grande, un poco ridículos hoy siendo multifunción). Tampoco me dio nunca por rebuscar por la red a ver qué encontraba de ella, también he de reconocerlo.

    Hará dos o tres años (de cuando se podía salir, o al menos con la cara al aire), un día que me dio por darme una buena caminata y haciendo ruta por varias relojerías relativamente cercanas pensando en algún Seiko, en dos de tres de ellas, me enseñaron entre lo que tenían expuesto los Nowley. No eran caros, tampoco es que parecieran mala calidad en la mano. Lástima que supongo que por la moda, eran todos del estilo minimalista como los de ciertas marcas de moda que tanto triunfan, con milanesa… ese corte. Y no me llamaba ningún modelo, claro, no era ni por asomo algo que me gustara o que buscara. Los multifunción, que alguno había, son de los que me cargan cada vez más, especialmente con esas tres subesferas tan juntas y en esferas tan grandes, con «la guinda» del disco semanario en inglés (ya tengo un par al menos de relojes así, y echo de menos que los que tienen sólo un disco semanario, ya que se vende en España que sea con el semanario en español, o por lo menos, poder elegirlo aunque sea por encargo).

    Por cierto en ese paseo es cuando sospeché que algo pasaba con Seiko, y que corroboré justo después al buscar un poco, y es que ya estaba preparando la política de cambio de precios tan bestia que ha tenido.

    En fin, procuraré tenerlos un poquito más en cuenta si veo un día algún modelo que me atraiga en los expositores.

    El Potens Tokio se ve bastante bonito y alegre. Quizás lo sería más con el mismo estilo de agujas un poco más largas, o por lo menos la minutera. ¿Qué calibre lleva Guti? ¿Miyota quizás?

  7. Sí. El Potens Tokio lleva un Miyota 8205. Yo pensaba lo mismo, tenía encasillado a Nowley en un Marea o Calipso. Relojes de precio asequible y de moda. Me imagino que como la responsable de comunicación es un poco pasota, pues no ayuda a que la gente cambie su visión. El posicionamiento como reloj de moda es muy bueno, eso está claro. Gran parte del público compra por esa razón. Pero también es cierto que el segmento se está saturando, y ahí es donde Nowley/Industrial Martí tiene mucho que aportar con su historia, su taller propio o su escuela de formación. Una infraestructura que les permite dar un buen soporte post-venta y reparar, ambas cosas totalmente omitidas de las comunicaciones de la marca.

    En todo caso me alegra mucho haber sido yo el que haya roto una punta de lanza, por más que me haya llevado 3 años conseguirlo creo que como marca española lo merece. La prueba es que Nowley lleva más de 3 décadas en el mercado, y si hubiera fallado ya no existiría.

Deja un comentario