Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Retomamos la arqueología retro-informática de nuevo en la escena «underground» de DOS. Ya hace años de RawCopy, Neverlock y Locksmith y de Copywrite y Copy II PC, hoy nos adentraremos en los antivirus. Si bien mis favoritos fueron TBAV (ThunderBYTE Antivirus) y F-PROT hay un hecho curioso que implica a Turbo Anti-Virus (TNT-Virus), de Carmel Software Engineering, Central Point Antivirus (CPAV) de Central Point Software (CPS) y Microsoft Anti-Virus (MSAV) de Microsoft Corporation.

La historia comenzó con Turbo Antivirus, el primero que utilicé porque esta instalado en los IBM PS/2 del instituto. Me gustaba mucho su interfaz en modo texto (TUI), algo a lo que no estaba acostumbrado, puesto que por aquella época en casa usaba el McAfee Viruscan/Scan que era mucho más fácil de actualizar pese a funcionar en un entorno basado en consola.

Siguiendo los pasos de Digital Research con su DR-DOS, Microsoft con su MS-DOS 6 incluyó multitud de utilidades licenciadas de terceros: UNFORMAT, UNDELETE proporcionadas por CPS), DriveSpace/DoubleSpace de Vertisoft y para el caso que nos ocupa, el MS Antivirus. MSAV apareció con MSDOS 6.0 de 1993 y se fue actualizando hasta MSDOS 6.22 de 1994 con un parche disponible en 1996.

Como MSAV era una versión recortada de CPAV, no es de extrañar que al lanzarlo muestre el mensaje:

Microsoft Anti-Virus
Copyright (c) 1992-1993 Central Point Software, Inc.

Lo que nos confirma que efectivamente fue un software licenciado, es decir comprado a Central Point.

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Pasando al mencionado CPAV, a finales de 1990, Symantec había lanzado al mercado la primera versión de Norton AntiVirus, así que en Central Point necesitaban urgentemente un producto con el que competir a su máximo rival. La solución se encontró rápidamente en Turbo Anti-Virus de la empresa israelí Carmel.

Apareció en 1991 con la versión 1.0 que se incluía en PC-Tools, le siguieron la 1.1, 1.2, 1.3 y 1.4 de 1992 hasta llegar a la 2.6 de 1993 pese a que en algún medio se informaba de que la 2.2, también de 1993 sería la última versión para DOS. Si bien durante un tiempo continuaron desarrollando tanto la de Novell Netware como la de Windows hasta que fueron adquiridos en 1994 por Symantec Corporation.

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

A su vez, Turbo Antivirus o TNTVIRUS de Carmel Engineering había aparecido en 1988. No hay apenas datos acerca de su historia, pero sí que todas las versiones fueron firmadas por Eli Shapira y Yuval Sherman. Se encuentra una versión 8.14 de 1992 y también una versión de prueba o demo que sólo detectaba fechada en 1995 e identificada con la versión 9.70 que se distribuyó en alemán por una revista de aquel país.

Elijahu Shapira a la sazón sería en 1994 el cofundador de WebTrends, mientras que Yuval Sherman se incorporaría a HP en 1997.

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

Turbo Antivirus, CPAV y MSAV

6 comentarios en “Turbo Antivirus, CPAV y MSAV”

  1. Interesante excavación en la historia de los proto-antivirus. Que época aquella de hacer poco y demorado, mas sin embargo tenia una magia que se ha diluido entre tanta parafernalia programistica moderna.
    Mucho de los que mencionas no los conocía, Pese a estar activo en aquella etapa, aqui todo fue mas lento. Cuba siempre ha padecido la falta de información caracteristica de paises tercermundistas.
    De todas formas muchas gracias por traer a la memoria aquella epoca inicial tan unica.
    Que tiempos aquellos, usaba y aun uso Norton Ghost para cargar mis imagenes de C:Sistema, y puedo atestiguar de la calidad de Symantec. Muy tradicionales en su interface, a tal punto que la version moderna mantiene ese aspecto DOS de sus origenes.

  2. Javier Gutiérrez Chamorro (Guti)

    En los años 80 ARB CuentaTiempos España estaba también bastante lejos en cuanto a tecnología de lo que tenía USA, Reino Unido, Alemania o incluso Francia. A partir de 1990 se fue igualando un poco y extendiéndose a la gente. Es exactamente lo que dices, esas joyas de la programación que sin parafernalia, transparencias ni efectos 3D eran el paradigma de la eficiencia y de hacer cosas avanzadas. Programas que estando ya obsoletos pasan al olvido, pero que para mi merecen un homenaje y un reconocimiento. Es curioso, si escribes una revista o un libro, con el paso de los años puede seguir teniendo lectores. Si escribes software, es casi imposible; casi todos lo olvidan.

  3. Qué interfaz, qué colores… y qué recuerdos de aquellas eternas horas de formateaos e instalaciones desde cero de Windows 3.1 hasta casi Windows Me cruzando los dedos de que no surgieran contratiempos raros ni esperas inquietantes ante parones durante el proceso de los mismos.
    Los vellos de punta, nunca mejor dicho.

    Comenzando este siglo llegó a mis manos como regalo por curiosidad un manual de MS-Dos original. Menudo ladrillo de manual. Igualito que los de ahora, que con suerte te dan el manual en .PDF en un CD-Rom o dependes de tener Internet para poder descargarlo.

    También recuerdo los tiempos álgidos de los antivirus. Todos los que teníamos ordenador probando las versiones «Shareware», chivándonos rápido cuando algunas versiones u otros iban bien y se apreciaba que devoraban menos recursos (que en aquellos años que era raro tener ordenadores siquiera con 512MB o 1 GB de RAM, así como procesadores todavía por debajo de los 500 Mhz)… Al final una temporada la versión anterior al Avast! gratuito (que no se llamaba así, pero no recuerdo como era) parece que dio una sacudida en el sector pues se notaba el ordenador mucho más ligero de RAM y funcionaba bien, sin falsos positivos raros que ya daban muchos como el Norton. Incluso en muchas ocasiones eran uno de los motivos de aquellos épicos e inoportunos cuelgues (con y sin pantallazo azul).

    También se empezó a popularizar más por Internet la tan didáctica pista de que precauciones lógicas aparte, el primer virus es el que se sienta delante del ordenador. Y luego llegó el MS Antivirus y Windows Defender a la postre, y parece que la cosa en lo que se refiere a antivirus para usuarios de sobremesa se estabilizó y racionalizó… menos parafernalia, menos devorar recursos, menos noticias de usos de los antivirus para turbios espionajes y obtención de datos… parece que con ello, se volvió a la cierta eficiencia que tenían hasta cierta época software como el analizado en esta entrada.

    Porque ciertamente, para cuando llegó MS Antivirus (y luego MS Defender por separado como cortafuegos local en el PC, que luego se fusionarían ambas funcionalidades) me decidí a probarlo aunque muchos artículos no les daban confianza. Pero ya que Avast! tampoco era lo que era, se notaba que pesaba bastante más en rendimiento y en la RAM, y me lancé a probar (por entonces aún usaba XP)… y las cosas como son, desde entonces en los años que seguí usando Windows XP, luego Vista, en lo que respecta a antivirus llegó la tranquilidad. Por alguna otra vez, Microsoft hizo algo bien y positivo para la humanidad ;-P xD.

  4. Javier Gutiérrez Chamorro (Guti)

    Me gusta de eso Alejandro que el tema de la seguridad informática pasó de ser una opción, algo conveniente en la época que comentamos a algo obligatorio, que viene de serie. Un poco como el aire acondicionado en los coches. Creo que es lo adecuado, y creo que Microsoft ha hecho lo correcto (no así Apple y otras empresas). Si compras un sistema operativo compras sus funciones, incluyendo las de protección que son indispensables.

    Recuerdo esa versión de Avast que mencionas, era precisamente esta. Un interfaz sencillo y tirando a feo, pero que ciertamente funcionaba muy rápido y consumía pocos recursos. Luego pasaron a interfaces más bonitos y pesados, y después a interfaces en HTML enormemente lentos que fue cuando dejé de usar Avast, al igual que hice con Avira. Una lástima que el software siga vendiéndose por su aspecto, por más que ello haga lento e inusable el producto.

  5. Exactamente, esa misma era, que funcionaba prácticamente con la interfaz estándar de ventanas de Windows. Recordaba que era sencilla, pero ni recordaba ya si era bajo la estructura y aspecto estándar de las ventanas del entorno gráfico, o si las tenía sencillas pero de diseño propio.

  6. Javier Gutiérrez Chamorro (Guti)

    Bueno, es algo que yo tampoco comparto con los desarrolladores de anti-virus Alejandro. Windows es Windows y su interfaz es el que es. Funciona bien y lo han diseñado de ese modo. ¿Por qué cambiarlo? Con sus virtudes y sus defectos al final la gente está acostumbrada a su funcionamiento. Sabe dónde están las cosas, los comandos… Cambiarlo por otro, incluso asumiendo que sea más bonito, siempre es menos funcional y ofrece peor rendimiento. Eso por no hablar del coste, porque les implica rediseñar y programar cosas que de otro modo ya tendrían listas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *